Home Words on paperLiteratura Encuentro con la mejor narrativa española contemporánea en la European Bookshop

Encuentro con la mejor narrativa española contemporánea en la European Bookshop

by Miriam Rodríguez
hotelife.jpg

En el número 5 de Warwick street, en pleno bullicio del Soho londinense, se encuentra la European Bookshop, un remanso de paz intelectual dedicado a las lenguas y literaturas de Europa. Una librería de las de toda la vida donde los verdaderos protagonistas son los libros. Y ese fue el acogedor escenario elegido por el equipo de Spain Now! para presentar las traducciones al inglés de Nunca pasa nada de José Ovejero y La vida de hotel de Javier Montes.

José Ovejero, Gilles Tremlett y Javier Montes © Chryssa Panoussiadou para Spain Now!

En el número 5 de Warwick street, en pleno bullicio del Soho londinense, se encuentra la European Bookshop, un remanso de paz intelectual dedicado a las lenguas y literaturas de Europa. Una librería de las de toda la vida donde los verdaderos protagonistas son los libros. Y ese fue el acogedor escenario elegido por el equipo de Spain Now! para presentar las traducciones al inglés de Nunca pasa nada de José Ovejero y La vida de hotel de Javier Montes. Los autores estuvieron acompañados por un moderador de excepción: Gilles Tremlett, corresponsal de The Economist y editor adjunto de The Guardian en Madrid.

Las traducciones se enmarcan dentro de un ambicioso proyecto puesto en marcha por la editorial Hispabooks, creada en 2011 con el objetivo de traducir al inglés lo más granado de la narrativa española contemporánea y comercializarla en todo el mundo, en formato impreso y digital. Una apuesta tan necesaria como arriesgada. Como el propio Ovejero reconoció durante el coloquio, el volumen de traducciones publicadas cada año en EEUU y Reino Unido es muy reducido: inferior al 5% en el primero e inferior al 10% sobre el total de obras publicadas en el segundo. El mercado está mucho más abierto a las traducciones en otros países, así que es más probable que la obra de un autor español de éxito se traduzca al alemán o al italiano que al inglés.

The hotel life está protagonizada por un crítico de hoteles. Una noche, mientras se aloja en uno próximo a su casa, presencia por error una singular escena en la habitación contigua: una enigmática mujer dirige un extraño ritual erótico. El protagonista, intrigado, se embarca en su odisea particular, persiguiendo a la misteriosa mujer de hotel en hotel.

Las traducciones se enmarcan dentro de un ambicioso proyecto puesto en marcha por la editorial Hispabooks, creada en 2011 con el objetivo de traducir al inglés lo más granado de la narrativa española contemporánea y comercializarlo en todo el mundo, en formato impreso y digital.

Nothing ever happens, de José Ovejero, está protagonizada por Carmela y Nico, quienes llevan una acomodada vida de matrimonio de clase media en su chalé de las afueras. Con ellos viven su hija Berta y Olivia, una inmigrante ilegal ecuatoriana que se encarga de las tareas del hogar. Pero las vidas de Carmela y Nico no están exentas de tensiones y conflictos que desmontan su imagen de familia “normal”. Sobre todo cuando entra en escena Claudio, un adolescente obsesionado con desvelar lo oculto.

A pesar de que, a priori, pueda parecer que ambas novelas no tienen mucho en común, en el coloquio posterior se desvelaron algunas interesantes similitudes: la existencia de ensayos anteriores a las novelas que complementan, desde un punto de vista teórico, las historias de The hotel life y Nothing ever happens y los conceptos “lo oculto” y los “no-lugares”.

En efecto, ambos autores son, además de novelistas, ensayistas y ambos han sido galardonados con el Premio Anagrama de Ensayo. José Ovejero en 2012 por La Ética de la crueldad y Javier Montes en 2007 por La ceremonia del porno, de la que es co-autor junto a José Barba. La pornografía en el caso de Montes y la crueldad, en el caso de Ovejero, se convierten en dos personajes mudos que ayudan a dar forma a los peculiares universos en los que se desarrolla la acción de sus novelas.

Los dos escritores también comparten claras referencias a “lo que ocultamos”, aquellas cosas “que hacemos pero que no queremos que nadie se entere”. ¿Qué se esconde detrás de la puerta de una habitación de hotel? ¿qué secretos se ocultan entre las paredes de la casa una modélica familia de clase media?. El interés por sacar a la luz los aspectos escondidos de la personalidad humana se hace más patente en la novela de Ovejero, donde el personaje del adolescente Claudio cumple el cometido de desvelar los conflictos del matrimonio protagonista. Aunque también se plantea en The hotel life, donde hay cualquier cosa puede suceder en las asépticas habitaciones de un hotel.

En un panorama dominado por sombras de Grey y sucedáneos o por libros sobre transformación personal e iluminación espiritual, la existencia de autores como Ovejero o Montes sirve para recordarnos que mientras hay vida, hay esperanza.

La tercera coincidencia es la existencia de, como definió Jesús Ovejero, los “no lugares”. En su caso, las urbanizaciones de la periferia, una especie de tierra de nadie entre el mundo rural y las grandes ciudades. Lugares artificiales creados en los que las vidas se desarrollan, exclusivamente, dentro del perímetro que ocupa cada vivienda. En The hotel life son habitaciones, pasillos, recepciones y restaurantes de hotel que se repiten hasta acabar por confundirse.

En un panorama dominado por sombras de Grey y sucedáneos o por libros sobre transformación personal e iluminación espiritual, la existencia de autores como Ovejero o Montes sirve para recordarnos que mientras hay vida, hay esperanza. Voces singulares y atípicas, novelas que juegan con el lector e invitan a la reflexión y en las que, faltaría más, no es oro todo lo que reluce.

You may also like

Leave a Comment