Home Arte Ricardo Cavolo: «Fuego y Corazón»

Ricardo Cavolo: «Fuego y Corazón»

by Christian San Martin
CavoloCover.png

Para aquellos que no estén familiarizados con el trabajo de Ricardo Cavolo, se podría decir que ilustra los sueños de opio de un marinero ruso después de un largo viaje alrededor del mundo. En su mapa imaginario conviven historias de los barrios bajos de Moscú del principio XIX, contadas a través de tatuajes talegueros de románticos asesinos.

Para aquellos que no estén familiarizados con el trabajo de Ricardo Cavolo, se podría decir que ilustra los sueños de opio de un marinero ruso después de un largo viaje alrededor del mundo.

En su mapa imaginario conviven historias de los barrios bajos de Moscú del principio XIX, contadas a través de tatuajes talegueros de románticos asesinos. Dentro de sus ilustraciones aparecen claves que abren portales espacio-temporales donde Frida y Diego se juran amor eterno bajo la fulminante mirada del Ojo que todo lo ve. 

Desde su base en Brighton, no para de crear y cuando no está en su estudio intentando ponerse al día con su lista de encargos, está recorriendo el mundo en exposiciones, conferencias y comisiones.

Su simbología me resulta extrañamente familiar, y no debo ser el único porque veo que en instagram los que usan la almohadilla #yosoycavolista ya son legión.

Sus influencias están ahí para quien quiera verlas: Vintage tattoo, tropicalismo, lowbrow art, folklore ruso, imaginería religiosa, masonería, misticismo precolombino, rituales paganos…

Seguro que me escapa algo, por eso quiero preguntarte directamente… ¿cuáles son tus influencias?
Aciertas en todo, sí 🙂 Te pongo un listado, incluyendo lo que tú me pones y completo con algo:

 © Noela Roibás

Exposición ‘101 Artists to Listen to Before You Die’ en Atomica Gallery (Londres) © Noela Roibás.

Historia del Arte en general.
Arte tribal. Arte considerado tribal de cada continente. Me interesan todos en general.
Miniaturas del Románico.
Miniaturas persas.
Grabados medievales.
Estudios botánicos y de animales.
Pintura simbolista y prerrafaelita.
Arte folk.
Muy especialmente el arte outsider.
Lobrow
Tatuaje. Y tatuajes con códigos particulares (presos rusos, maras del Salvador…).
Todo el folklore del Este de Europa.
Imaginería católica.
Iconos ortodoxos.
Arte relacionado con hermandades secretas, masonería.
En realidad todo aquello que contenga una simbología propia y marcada.
Comics.

¿En tu obra estos símbolos son únicamente importantes por su valor estético o hay una intención de crear una narrativa?
Toda la simbología atiende a un mensaje, un guión. Está claro que estéticamente son elementos que pueden funcionar. Pero antes de lo estético prima empapar la pieza de una historia. No quiero hacer obra gráfica que sólo se pueda disfrutar visualmente. Me interesa el mensaje, el mecanismo que haga al espectador pensar y generar una historia. Eso si escribes lo tienes, al no haber imagen no te distrae nada más. Pero como yo no sé escribir, sólo dibujar, trato de generar ese mecanismo a través de símbolos.

Veo que en instagram la almohadilla #yosoycavolista, tiene cada vez más adeptos. ¿Se puede hablar de Cavolismo?
Uy no, no no no no… Eso es gente que me quiere bien y es una forma de apoyo. Pero no no no no 🙂

Paredes, lienzos, juguetes de vinilo, tatuajes, ropa, parece que que no hay superficie que no haya sido «cavolizada». ¿Te dejas llevar de proyecto en proyecto o hay detrás un plan maestro de dominación mundial? Necesito dejarme llevar de proyecto en proyecto. Mi único plan es seguir ganándome la vida de esta manera, que no es poco. Y una cosa que necesito es que haya variedad en mi trabajo, para estar siempre alerta y entretenido. Por eso me viene muy bien lo de trabajar en formatos tan cambiantes. Además cada cosa tiene su gracia y su ciencia (o arte), y me gusta tener que pensar en la estrategia de trabajo para cada formato.

Me enamora la idea de trabajar con alguien [niños] que no puedas contener o controlar. Es cuando salen las cosas más interesantes y de verdad.

Con la expo ‘101 artistas que tienes que escuchar antes de morir’ me queda claro que la música es muy importante para ti, pero ¿de qué manera ha influido la música en tu trabajo? Pues no creo que la música haya influido mucho en mi trabajo. Sí que influye en mi humor y en mi energía. La música para mí es como algún tipo de poción o brebaje que según cuál me tome, me hace una cosa u otra, según necesite. Haciendo esta lectura, sí que afecta a mi trabajo lo que yo escuche, pero no de una manera directa. Sino que según ande de espíritu ese día con lo que escuche, pues me saldrá una cosa u otra.

Leí por ahí que naciste en el estudio de pintura de tu padre. ¿Mito o verdad?
Nacer nací en el Hospital de la Santísima Trinidad en Salamanca. Pero la casa de mis padres era también el estudio de pintura de mi padre. Fuera de ese estudio sólo estuve los tres días del hospital. Mientras estaba en la barriga de mi madre vivía en ese estudio y al salir volví al estudio. Por eso soy yo mismo el que dice que nació en el estudio, pero más como una forma bonita de explicar que desde que soy persona vivo en un taller.

¿Siempre supiste que querías dedicarte a esto? No sabía cómo se iba a concretar, en forma de qué, pero sí sabía desde el minuto cero que yo iba a hacer algo relacionado con esto de dibujar. Nunca tuve ese momento de inflexión de “qué cojones hago con mi vida”. Pero nunca pensé que cumpliría el sueño de hacer lo que quiero y encima sobrevivir con ello…

En el libro “101” hay un dibujo bastante entrañable donde apareces tú de niño dibujando junto a tu padre. ¿Qué has aprendido artísticamente de él? Artísticamente él me lo ha enseñado TODO. Evidentemente yo luego he generado mi propio universo. Pero él fue mi maestro, al mismo tiempo que padre, y eso hace que las enseñanzas sean el triple de importantes y bonitas. Él me puso las alas, luego intentar volar se hace mucho más fácil 🙂

 © Noela Roibás

Exposición ‘101 Artists to Listen to Before You Die’ at Atomica Gallery (London) © Noela Roibás

¿Qué piensa él sobre tu éxito? Pues creo que es la persona más feliz del mundo a ese respecto. Creo que es incluso más feliz que yo. Por eso trato de contarle cada cosa que me sucede con esta profesión, porque es una victoria saboreada por los dos, y eso lo hace mil veces mejor.

¿Os habéis planteado alguna vez trabajar juntos en algún proyecto?
La verdad es que no. Muchas veces ese tipo de colaboraciones es para conectar de alguna manera especial. Y mi padre y yo ya teníamos esa conexión. Pero vamos, no descarto en absoluto que hagamos cosas juntos. Él ahora es profesor de dibujo y está menos activo en su perfil personal. Pero sé que en algún momento trabajaremos juntos.

¿Con qué otros artistas te gustaría colaborar? ¿Con quién sientes afinidad?
Siento afinidad y admiración con los artistas outsider. Y es con quien más me gustaría trabajar. Con ellos y con niños. Me enamora la idea de trabajar con alguien que no puedas contener o controlar. Es cuando salen las cosas más interesantes y de verdad.

¿Cuáles son tus proyectos futuros?
No tengo aún muchas cosas cerradas. Sí sé seguro que en Septiembre empiezo un nuevo libro. Que al igual que el de los músicos, será 100% mío, textos e ilustraciones. Es un libro del que no puedo hablar demasiado aún, pero es un sueño que tenía en mente cumplir desde hace casi 10 años. También casi al 99% sacaré nuevo comic. Y tengo pendiente exposición en Los Ángeles para el 2016.

¿Por qué Brighton?
Quería salir de España una temporada. Inglaterra siempre me interesó mucho. Pero Londres se me hacía difícil, después de vivir en Madrid quería un sitio más pequeño y tranquilo, y también más barato que Londres. Así que Brighton reunía todo eso, además de tener mar, aeropuerto cerca y Londres a una hora. Luego estando allí me di cuenta que fue una elección muy acertada. Brighton me dio todo lo que necesitaba. Ahora ya abandono Inglaterra, pero han sido dos años muy interesantes por estas tierras.

Parece que a alguien del mundo artístico o creativo no puede gustarle el fútbol, y viceversa. Es una idea bastante rancia pero aún muy asentada.

¿A dónde vas y qué esperas de tu nuevo destino?
Bueno, sé que Barcelona me va a dar mucho. Pero tampoco he planificado nada concreto. Mi cambio hacia allá es una cosa más orgánica. He estado echando mucho de menos la luz, aquí en UK no es igual. Y yo, que soy muy solar, y trabajo con la luz del día, aquí en Inglaterra me ha faltado esto. Soy un poco como una planta. Y ahora el cuerpo me pide un sitio con luz y mar, a ser posible. Soy de Salamanca, pero en Brighton me he hecho al mar y ahora lo necesito. Sé que si todos estos aspectos más relacionados con mi organismo que con mi trabajo me van a aportar muchas cosas buenas para mi trabajo diario.

Bueno y el fútbol también ¿no? Vi en tu página que hiciste algo para el Barça. En tu obra aparecen los futbolistas tanto como los músicos. ¿Eres muy forofo?
Me considero futbolero, no forofo. Disfruto mucho con el fútbol, la verdad. Y sí es verdad que se hace muy difícil de momento aunar arte y fútbol. Parece que a alguien del mundo artístico o creativo no puede gustarle el fútbol y viceversa. Es una idea bastante rancia pero aún muy asentada. El fútbol también es expresión, creatividad, estrategia, pasión… Y tiene casi tantos apetitos negativos como lo tiene el show del arte. El proyecto del mural para el Barça me hizo muchísima ilusión, ya que soy culé 🙂

You may also like

Leave a Comment